Terrorismo en la red: ¿de la alarma al sensacionalismo?

No solo ha sido Niza. París, Bruselas, Estambul, Bagdad y Orlando lo reivindican: las redes sociales se han convertido en protagonistas cuando se habla de terrorismo. Existen dos maneras de acercarse al tema: pueden entenderse como plataformas para salvar vidas – también como constructoras de una mejor información – o pueden asumirse como escenarios donde las alarmas, el odio y la desinformación se distribuyen con gran alcance y rapidez.

En los recientes atentados en Niza, Francia, donde 84 personas murieron y otras 18 más resultaron heridas, plataformas como Twitter y Facebook se llenaron de mensajes que pueden clasificarse en ambos lados de la frontera.

De un lado estuvieron las activaciones de estados de seguridad y etiquetas que como #PortesOuvertesNice (puertas abiertas Niza) invitaban a una protección conjunta de las personas. También se evidenciaron hashtags de solidaridad como #PrayforNiza, #Nice06, #Actforpeace y #NoAlterrorismo. No obstante, del otro se dejaban ver comentarios que, como en el caso de Colombia, rechazaban el cubrimiento mediático de la tragedia francesa y pedían concentrarse en los problemas del país.

Tomado del tiempo.com

“Esta gente no sabe ya cómo taparnos los ojos con tal que no veamos o sigamos cuestionando a tan decadente Gobierno. Muestren más bien lo que Medicina Legal dictaminó con el caso del joven que supuestamente manipulaba una dizque papá bomba”, expresó Tato Montoya Escobar en Facebook luego de publicarse la noticia sobre Niza.

Las redes sociales no están desconectadas de la realidad física

Pero, ¿por qué se polarizan de esta forma estos escenarios? Brian Solis tiene una primera aproximación. El bloguero y reconocido analista de medios, describe las redes sociales como ‘el sismógrafo humano’: “Twitter representa una colaboración colectiva que manifiesta nuestra habilidad de conectar, inconscientemente, voces emparentadas a través de experiencias que nos motivan. Como tal Twitter es un sismógrafo humano. A través de él sentimos todo lo que nos motiva”.

Por su parte, Santiago Villegas, estratega digital conocido en Twitter como @Medejean, se enfoca en las manifestaciones que en redes sociales realizan los colombianos cuando se presentan esta clase de situaciones.

“Colombia debe de analizarse como un caso especial cuando se habla de expresión en redes sociales. Las redes sociales no están desconectadas de la realidad física. El hecho de que vivamos en un país con más de medio siglo en guerra nos hace sentir con el derecho de expresar de manera distinta el terrorismo en estas plataformas y cuando son casos internacionales las reacciones de desprecio son evidentes”.

terrorismo

¿Cómo construir mejores escenarios en redes sociales?

A la alfabetización informacional que propone Villegas, Juan David Correa Toro le suma un llamado a la responsabilidad. “A un gran poder una gran responsabilidad. Las redes sociales dejaron de ser algo trivial y ya trascienden las fronteras. Pueden impactar o pueden generar pánico y esto merece un manejo adecuado. Los medios deben verificar, las escuelas educar y los ciudadanos entender el impacto del manejo de estas herramientas. No obstante, la imagen de Twitter y de Facebook sigue siendo trivial para muchos y mientras no entendamos su poder, tampoco podremos generar acciones simultaneas que ayuden a mejorar los discursos”.

Antes de entregar información en las redes sociales personales, también se recomienda: recurrir a fuentes oficiales y/o fidedignas, ponerse en el lugar del otro y entender que cada persona en sí misma es un medio capaz de impactar a muchas otras más.

“La opinión sin control posibilita el surgir de ideologías extremas. El respeto por las pequeñas o grandes diferencias es lo que lleva a una verdadera construcción”, finaliza Villegas.

terrorismo

ANDRÉS EDUARDO ARENAS
Ing. de Soporte TecniPlanet
@tecniplanet

FUENTES:
http://www.eltiempo.com/tecnosfera/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *